Un saludo afectuoso a todos los amigos de distintas partes del mundo que están visitando mi pagina. Deseo compartir la información maravillosa que nos revela la astrología, me gustaría recibir sus comentarios.

miércoles, 25 de agosto de 2010

EL CIRCULO ZODIACAL





Podemos tomar conciencia de la estructura circular de la astrología observando la secuencia y el orden lógico de los signos. Cada Signo "es" a partir del que está "detrás" y genera el siguiente. Esta secuencia puede verse en cada una de las situaciones vitales.

Aries: se corresponde con el momento de "arranque", el Big-Bang, energía pura y ciega que pulsa por "Ir", es unidireccional, va hacia un objetivo primordial.
En el plano psicológico es deseo, instinto, agresividad, impulso de vida.
En algún momento de su recorrido la energía de fuego y luz comienza a lentificarse y enfriarse, se solidifica y se torna materia.

Tauro: Materia sólida. En el plano humano es sentidos, percepción de lo orgánico, retención. La masa, materia, comienza a experimentar, prueba diferentes modos de contacto con las infinitas variables a su disposición, luz, humedad, bacterias, todo es juego, abierto y móvil...Y llegamos al momento de Geminis.

Géminis: Psicológicamente es velocidad, multiplicidad de objetivos, inquietud mental. Hasta que naturalmente surge la necesidad de cerrar el juego y construir algo concreto.

Cáncer: el nido, el lugar donde se excluyen las variables y se gesta algo separado de "lo otro". La energía se nutre en su misma sustancia, protege, se cierra sobre sí, como un huevo. Luego de un tiempo nace algo diferente a "lo demás", algo con identidad y pertenencia. Esta fase es consciente.

Leo: la identidad radiante plena de brillo. Lo que lo rodea lo confirma. Es un núcleo de generación energética que mientras irradia y atrae se alimenta. En lo humano es egocentrismo, centro, nobleza, generosidad. Pero, el nivel energético sigue su proceso cíclico, y ese estadío pasa a una fase de soledad e introspección. No soy el centro, hay algo mas, desconozco lo que es...pertenezco a un sistema, se dice a si mismo.

Virgo: hace su aparición en la experiencia de la energía que adquiere cada vez mayor complejidad. Se repliega sobre sí, busca un orden interior y siente que es muy difícil encontrarlo, pese a que intuye que existe. En el plano psíquico es discernimiento, análisis, pensamiento, obsesión. Cuando Virgo completa su movimiento, encuentra a Libra.

Libra: En ese ámbito la mirada se torna objetiva y aparece la dualidad "yo-el otro". El equilibrio de los opuestos. Adquiere identidad al reconocer el complemento. En el nivel humano es armonía, belleza, indecisión, objetividad. El movimiento siguiente lleva hacia el encuentro con lo excluido, "lo otro" en el momento Cáncer. Lo que fue descartado (necesariamente) para construir algo, hace su aparición poniendo en peligro la estabilidad del resto.

Escorpio: Esta energía necesita ser integrada al resto del sistema para que éste siga su curso. Esto genera conflicto, desgarramiento, tensión. Es el encuentro con lo negado, la muerte, la intensidad sexual, el poder de la vida y la muerte. En lo humano es intensidad, profundidad, sexualidad, desconfianza, emociones intensas, control.

Una vez integrada la relación intrínseca entre la vida y la muerte ocurre una digestión sintetizadora de lo sombrío, posibilitando la búsqueda de un sentido de la vida, entonces se genera Sagitario.
Sagitario:  El proceso adquiere luminosidad y confianza. Hay una dirección clara y esperanzada. La vida se torna abundante y nutricia por llevar integradas en la conciencia, lo aceptado y lo negado. En el plano humano es: confianza, optimismo, idealismo, síntesis. En esa meta esperanzada se gesta la imperiosa necesidad de un logro, la máxima forma posible, completa y esencial de la experiencia de la vida, llegando así a Capricornio.
Capricornio: En este ámbito culmina el desarrollo de la forma física. Máxima estructura, ascetismo, ley.  El esfuerzo de llegar hasta allí fue muy grande, se emplearon todas las fuerzas disponibles. En el plano humano es responsabilidad, trabajo, esfuerzo, rigor, logros. Estamos ahora en el instante energético de soltar y entregar al sistema los frutos y semillas del trabajo realizado y esto da paso a Acuario.
Acuario: momento de distribución de la experiencia que va a transformarse en múltiples posibilidades diferentes, libres y creadoras. Ya no hay forma, ni identidad, hay redes de vinculación generadoras de mundos y vibración. En el plano psíquico Acuario es originalidad, desapego, rebeldía, libertad, sentido grupal. Este momento energético se abre cada vez más hasta comenzar a diluirse en un océano de corrientes sin forma alguna. Es Piscis
Piscis: momento de máxima entropía, para el ciclo comenzado en Aries. En Piscis se disuelve toda forma y toda conexión intencional o con objetivos. En lo humano es: ensoñación, confusión, compasión, imaginación, melancolía.A finales del momento pisciano, comienza a generarse una fuerza que va a pugnar por emerger de ese mar indiferenciado y nuevamente Aries (Big - Bang) iniciará otro ciclo.





www.astropampa.com/art-4.htm

Autor: Eli Serebrenik

No hay comentarios:

Publicar un comentario